La modificación de la Ley de Puertos de las Illes Balears impulsará un modelo de desarrollo sostenible y equilibrado

28/03/2014, 10:06

El consejero de Turismo y Deportes, Jaime Martínez, y el director general de Puertos y Aeropuertos, Antonio Deudero, han presentado este mediodía el proyecto de ley de modificación de la Ley de Puertos de las Illes Balears.

Con este proyecto de ley se pretende establecer que la Administración pública autonómica sea la encargada de impulsar “un modelo de desarrollo equitativo, territorialmente equilibrado y sostenible, y de promover políticas de equilibrio territorial entre las zonas costeras y las del interior”.

“Con el proyecto de ley de modificación de la Ley de Puertos de Baleares de 2005 se pretende que la Administración pública autonómica tenga las herramientas para poder desarrollar lo que nuestro Estatut indica”, ha explicado Martínez, “en el sentido de poder impulsar un modelo de desarrollo sostenible y con políticas de equilibrio territorial, tal y como nos exige la modificación estatutaria de 2007”.

De esta forma, con esta modificación de la ley se pretende lo siguiente:

1.- La introducción de la nueva figura de ordenación general de los puertos de Baleares, denominada como Plan General de Puertos de las Illes Balears, herramienta cuyo objetivo es una planificación territorial estratégica portuaria con la que se cubre la falta de planificación global del sector de la que se adolece en la actualidad en Baleares y a lo que la ley vigente no daba solución.

2.- Se otorga a cada puerto la figura de los Planes de Uso y Gestión, para una ordenación más específica de las actividades y usos permitidos. Además será el concesionado el que tenga que presentar el Plan de Usos y Gestión, no la Administración.

3.- Se modifica el proceso de tramitación para las concesiones de nuevos puertos y ampliaciones sustanciales, eliminando el requisito de presentar el proyecto de ejecución previo al concurso.

4.- Desaparece la figura del vicepresidente de Ports IB, cargo que asume el director general del ramo, con lo que se evitan duplicidades además de producirse el ahorro de un alto cargo.

5.- Se adapta el texto a la Ley 7 /2010, de 21 de julio; a la Ley 3/2007, de 27 de marzo; y a la Ley 7/2007. Todas ellas referidas al tema de personal y sector público instrumental. 6.- Se crea una nueva tasa que grave la cesión del amarre, que se concretará en la Ley de Tasas de futuro. “El objetivo de la tasa es atender el coste de la puesta en marcha del registro de amarres y, además, aflorar el mercado de transmisión de amarres. El importe se podrá cuantificar con la Ley de Tasas y será en todo caso reducido”, han dicho Martínez y Deudero.

7.-Se incluye la figura del derecho de tanteo en ampliaciones sustanciales de puertos ya existentes, como ya ocurre cuando se quiere prolongar el tiempo de la explotación.